Oleadas.

Las sábanas de nuevo, lianas enredadas bajo la luz de media tarde, en lo que se suponía una placentera siesta ideal para recomponer el cuerpo y las fuerzas, transformada en pesadilla de ojos abiertos e incesantes vueltas.

Las oleadas de dolor subían y bajaban de intensidad sin darme oportunidad de dormir para olvidar, para evadirme del incómodo ardor que me mantenía doblada sin remedio.

oleadas 1

“No te has dormido…”, dijo mi chico al entrar enrollado en su toalla, sorprendiéndose de verme despierta después de tanto rato. Me encogí de hombros a modo de respuesta, aburrida de no hacer nada, de mal humor, prefiriendo callar a herir con malas contestaciones por mi mal humor.

Me limité a observarlo, a disfrutar del lejano frescor de su cuerpo mojado, a intentar contar las gotas que escurrían por su espalda, marcada del esfuerzo del trabajo y tostada en algunos puntos por el sol. Deseé que pasaran pronto los días y me ví abrazada a sus hombros mientras sus brazos cargaban mi peso camino de esta misma cama.

Se deshizo de la toalla para ponerse el pantalón de pijama, obsequiándome con la deliciosa visión de los glúteos que tantas veces he marcado como una gata mientras me empotra con firmeza al yo rogarle que lo hiciera.

“¿Quieres que te traiga algo?”, dijo girándose sin que yo quitara los ojos de la altura de su cadera, regalándome el momento péndulo de su entrepierna, justo antes de que se lo subiera.

oleadas 2

“No…, ya estoy más animada…”

36 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Reflexionando en voz alta dice:

    No has probado sábanas bajeras ajustables?
    Aunque te restarían un recurso poético para ponernos en situación..
    Chocolate caliente y espirifen.
    Un beso.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Las tengo, las tengo…, es con la de arriba con la que acabo enredada de dar tanta vuelta.
      Gracias, besitos 😉

      Le gusta a 1 persona

      1. Reflexionando en voz alta dice:

        Yo es que la de arriba no la utilizo, bueno, en realidad si, se las pongo al colchón de los perros hasta que las deshacen.
        Yo sólo utilizo un edredón por encima.
        Más cómodo me resulta (aunque mimoso que soy lo que me reconforta es el tacto)
        Cuídate..

        Le gusta a 1 persona

      2. Valeria dice:

        Sí, los edredones son un vistazo, te abrazan con ligereza jejje Besitos Mr. M.

        Le gusta a 1 persona

  2. marguimargui dice:

    Joder levanta de la cama. Ducha, tampax. Si no notas que está, es como si desapareciera, el pelo limpio ayuda. El sol en la cara…

    Le gusta a 2 personas

    1. Reflexionando en voz alta dice:

      Ves Val? Una que no se permite lloriqueos.

      Le gusta a 2 personas

      1. Valeria dice:

        Pero es porque la regla le tiene miedo a ella!!!

        Le gusta a 2 personas

      2. Reflexionando en voz alta dice:

        A cierta edad (obviando lo obvio) muy pocas cosas asustan.
        Verás, -perdona Margui por meterte en este encierro-, los años, la edad, pone todo en su sitio.
        De lo realmente importante, los hijos. (fuera de ahí…psh), por lo que una vez emancipados, situados y cuando comprendes que ya pueden moverse por la vida (muchas veces mejor que uno mismo), tristemente la vida te pone en su sitio.
        – Si presumiste de tetas, la Ley de la Gravedad te ilustrará sin remedio.
        – Si tus marcas sexuales hacían antología, el respeto, el amor o el cariño hacia la persona que, puntualmente te rechaza durante los cambios que su cuerpo acontece, quedarán postergados hasta Dios sabe cuándo. Sin importarte.
        – Si tus conquistas fueron acumular bienes materiales, igual una enfermedad te hace comprender lo banal de los mismos.

        Ésta chica a la que nos referimos (mujer en todas las hechuras que sus versos sin rima comprenden), aporta un fuego en sus intenciones escritas sin piedad, cierto. Pero que si estás atentx cuando le repites la lectura, puedes observar las rendijas de dolor de su alma.

        Le gusta a 2 personas

      3. marguimargui dice:

        Pues me he perdido, solo sé que me llamaste vieja. Muy mal reflexionado

        Le gusta a 2 personas

      4. Reflexionando en voz alta dice:

        Tus recuerdos de no hace muchos días, creo que incluso te permitiste comentar sobre mi recíproca coincidencia al situarte en una edad similar, me guiaron a comparar.

        En ningún caso me disculparé si crees que somos viejos.
        (y comprendo cual fue el motivo)
        Aun así pienso que los corazones, metafóricamente, solo envejecen si se lo permitimos.

        Nunca mi intención fue que te sintieras molesta.

        Intentaré leerte con la boca cerrada.

        Le gusta a 2 personas

      5. marguimargui dice:

        Jajaja ya me ha chapeado para distraerme Jajahaha

        Le gusta a 1 persona

      6. Reflexionando en voz alta dice:

        Chapeado?

        Le gusta a 2 personas

      7. marguimargui dice:

        Braseado, enrollado, llevado a tu terreno, llenado de humo jahahaha.

        Le gusta a 2 personas

      8. Valeria dice:

        Bueno, todos dejamos la sangre en la pluma, no crees?

        Me gusta

      9. Reflexionando en voz alta dice:

        No. No siempre.
        Sarah me alentaba a “sangrar” en mis escritos.
        Cuando por fin comencé a hacerlo, ella ya no estaba para leerlos.
        Y.. No. No siempre se sangra. Y lo jodido es que se sabe (uno mismo), cuando si se hace.

        Le gusta a 1 persona

      10. Valeria dice:

        A lo mejor sí que estaba, aunque no lo dijera, pero de todos modos, estamos el resto ahora 😉

        Le gusta a 1 persona

      11. Reflexionando en voz alta dice:

        Gracias por tus mentirijillas también.

        Le gusta a 1 persona

      12. Valeria dice:

        Qué mentijillas???!!!

        Me gusta

      13. Reflexionando en voz alta dice:

        Que me lea..?

        Le gusta a 1 persona

      14. Valeria dice:

        Ya, bueno, supongo que la complicidad a la que se llega con algunos lectores, no se puede sustituir. Ánimo!!!

        Le gusta a 1 persona

      15. Reflexionando en voz alta dice:

        De acuerdo Sa..digo Val..

        Le gusta a 1 persona

      16. marguimargui dice:

        Al otro extremo, pego unos gritos que tiemblan las paredes

        Le gusta a 1 persona

      17. Valeria dice:

        No lo dudamos…

        Le gusta a 1 persona

      18. marguimargui dice:

        Jsjahshs es verdad Jajahshs

        Le gusta a 1 persona

    2. Valeria dice:

      También es verdad…

      Le gusta a 1 persona

      1. marguimargui dice:

        Jajaha ya me está dando la razón como a los tontos jaHaha

        Le gusta a 1 persona

      2. Valeria dice:

        No, no, si tienes razón, no sirve de nada encuevarse.

        Le gusta a 1 persona

      3. marguimargui dice:

        Y sabes? El sol tiene vitaminas y hace sonreír… Seguro que duele igual, pero sonriendo

        Le gusta a 1 persona

  3. Junior dice:

    Yo si querés te saco al sol, son vitaminas.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Siii, eso dijo Margui también!!!

      Le gusta a 1 persona

      1. Junior dice:

        Pero yo soy mejor

        Le gusta a 1 persona

      2. Reflexionando en voz alta dice:

        Tienes sol propio?

        Le gusta a 2 personas

      3. Junior dice:

        Yo no. Pero ella si que brilla tanto como el sol 😉

        Le gusta a 2 personas

      4. Valeria dice:

        Qué mono 😉

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s