Pintura sin fin.

Llegamos temprano, dispuestas a darlo todo, a poner color en mi nueva vida a base de brochazos, a reírnos y bailar al son del rodillo, tornándolo todo de un crema roto, esperando que marcara la diferencia y una sonrisa en mi rostro.

“¡Cómo pesa!”

Los litros de pintura tiraban de nosotras hacia abajo mientras íbamos escaleras arriba, piso tras piso, cargadas como mulas, pero los ánimos permanecían fuertes y la ilusión desbordante.

pintura-sin-fin-2

“Ya verás qué bien queda con un lavadito de cara…”, dijo Marta suspirando tras entrar a lo que sería mi nuevo hogar, intentando mantener la buena cara, esa que intenta poner todo el que no quiere desanimarte o hacerte daño. “Manos a la obra…”

Una recortando, la otra tratando de que el rodillo no se la llevara, empezamos. Teniendo cuidado con marcos, apurando esquinas, pasando la fregona de cuando en cuando, hablando mucho a ratos, nada en otros tantos, concentradas, incapaces de ver más allá de la piel manchada en pintura.

Engullimos los sandwiches agotadas, echando de menos más manos, haciendo un cálculo de las horas que nos podían quedar, rezando para que el efecto ‘una capa’ fuera verdad.

“No me siento los brazos…”

“Calla, calla…, mañana no me levanto…”

Sala acabada seguimos por orden hacia el pasillo y dormitorio, tras hacer los altos de cocina y baño, intentando mirar con otros ojos los horrendos azulejos.

“Ya queda menos…”, dije en un quejido agónico viendo el último trocito sin pintar del dormitorio como un halo de esperanza en forma de parche sucio y ennegrecido al que dar luz con mi potente rodillo.

pintura-sin-fin-1

“¡Siiii!”, gritó Marta soltando la brocha para iniciar un baile descarado al que me acoplé celebrando el duro trabajo del día mientras caía el sol y nuestras pieles se fundían en tonos anaranjados y cálidos, en cuerpos completamente exhaustos.

22 Comentarios Agrega el tuyo

  1. chus dice:

    Y dónde quedo todo el trabajo previo de emplastecer las paredes, poner la cinta para proteger los marcos, etc… tu chico no va a estar contento cuando lo vea 😉

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Bueno…, lo hicimos con cuidado, no manchamos…, y como solo era un lavadito de cara…, pues, no se…

      Le gusta a 1 persona

      1. chus dice:

        Esperaremos el veredicto 🙂

        Le gusta a 1 persona

      2. Valeria dice:

        A ver a ver… 😉

        Le gusta a 1 persona

      3. chus dice:

        Mira que si te castiga a palo seco… uy, perdón! se me escapo el “mira” 😉

        Le gusta a 1 persona

      4. Valeria dice:

        Jajaja, por su propio interés, no creo que lo haga 😉
        Por qué dices lo de ‘mira’?

        Le gusta a 1 persona

      5. chus dice:

        Porque lo de “palo seco”está permitido en tu blog (también podría haber dicho taladro, martillo pilón…), pero lo de “mira” es un poco porno 😉

        Le gusta a 1 persona

      6. Valeria dice:

        Jajajaja, bueno, ‘miran’ con la mente, besitos Chus 😉

        Le gusta a 1 persona

      7. chus dice:

        Besos húmedos Valeria 🙂

        Le gusta a 1 persona

  2. estamos tranquila en esta etapa

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Qué remedio, mucho que hacer 😉

      Me gusta

  3. Reflexionando en voz alta dice:

    Hay que ver que frenesí de síntesis el de estos últimos tres días..

    Le gusta a 1 persona

  4. Reflexionando en voz alta dice:

    Tu verás!
    Hace, justo, seis días, el chico no quería pintar. Morros. Reconciliación. Cajas, cajas, cajas.. Y ya has pintado.
    No sé lo que cobras, pero lo vales como organizadora/ejecutora.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Jajajaja, muchas gracias!!!

      Le gusta a 1 persona

  5. ¡Bien! Me alegro mucho que al final hayáis decidido pintar el piso.

    Puede parecer una tontería pero realmente un piso cambia mucho después de pintarlo. Además de cambiar los colores y poner los que te gustan lo impregnas con tu energía, haciéndolo tuyo.

    ¡Mucho ánimo en esta nueva etapa! Seguro que irá genial.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Muchísimas gracias!!! La verdad es que se ve diferente y desde que tengamos nuestras cosas, seguro que parece otro 😉

      Me gusta

  6. torpeyvago dice:

    Fíjate que siempre he escuchado que el gris marengo es un color pesado. Sin embargo, cuando coges unos botes de 25l de ese gris y de blanco ligero… me pesan lo mismo, oschesss.
    PS.- ¿Para qué queréis ir al gimnasio? Un par de semanas pintando y echáis unos brazos que para qué. Y si es dando yeso, ni te cuento.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Uff, dar yeso, no me lo quiero imaginar… Pero sí, tengo unas agujetas buenas… 😉

      Le gusta a 1 persona

  7. melbag123 dice:

    Ya veo que te saliste con la tuya y pintaste el apartamento. Jajajaja

    Le gusta a 1 persona

      1. melbag123 dice:

        Sabía que esa no la perdías…Jajaja

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s